Con un manifiesto de larga duración y envuelto en un arte distorsionado pero de profunda admiración, Moonatic ha logrado establecer el verdadero significado de un disco: el sexteto capitalino recién estrenó ‘Another Sky‘, un álbum de casi 47 minutos que, sin sobrantes, está basado en una multiplicidad de paisajes, entornos y narrativas que se conducen a través de un vasto e ilimitado sonido, uno que raya en los muros de la denominación de art rock.

Formados en sustancia más como un ensamble que como una banda tradicional, Moonatic ahonda en la experimentación y la suma de instrumentos, pero también, en un inteligente agregado de efectos que complementan todo el diseño sonoro de su, hasta ahora, más entrañable pieza discográfica… y en busca de aquellos tejidos que los conforman, hablamos con la agrupación sobre escuchar música en la actualidad, el tiempo y esfuerzo de realizar un álbum tan espeso como ‘Another Sky‘, las ensoñaciones que fueron influencia y base para componer cada una de sus nuevas canciones y una disección a las entrañas de su sonido:

Hace tiempo que se cambiaron de nombre, pero desconozco el verdadero significado de Moonatic, ¿cuál es ese?

Siempre nos ha gustado la luna y los sonidos de las palabras aunque sean inventadas. Entonces decidimos inventar una palabra para que luego no hubiera broncas con que se repitiera el nombre de la banda en alguna plataforma… que eso nos pasó con Gloom. Entonces cada quien propuso un par de opciones, y estuvo chistoso porque Jorge propuso Moona y justo Narváez luego dijo “Moonatic”. Y ya, esa fue la ganadora. Y, bueno, obviamente tiene que ver con “lunático” o “lunatic”.

Este cambio, además del nombre, ¿qué más significó para la banda?

Uy… varias cosas: Ahora somos 6; Entraron Jano y JP, Jano al sax y JP a diferentes instrumentos. JP fue el productor del nuevo disco, y en el proceso le metió algunos sintes y percas a las rolas. Ahora las va a tocar con nosotros. Y lo más emocionante en este cambio es todo lo que se viene: las nuevas rolas, el nuevo proceso para componerlas y toda la instrumentación y parte creativa que se armará.

‘Another Sky’, el material que están estrenando, ha destacado por su formato; me parece como un manifiesto, una forma de decir que, una obra debe ser escuchada de  inicio a fin.. y también, una forma de evidenciar lo fugaz que consumimos música hoy día…

Exactamente. Ese es el punto. Más allá de ser EL álbum conceptual, nos gusta la idea de ligar rolas y, sobre todo, sí… que sea un “statement” de que los discos se tienen que escuchar con atención y de principio a fin. No de fondo. No en playlist. Obviamente está bien escuchar playlists y rolas por separado, pero creemos que la primera vez que te echas un disco de una banda -conocida o desconocida- debe ser así…  enterito y con atención.

Creemos que la primera vez que te echas un disco de una banda -conocida o desconocida- debe ser así…  enterito y con atención […] si vas a poner música: o la bailas, o la cantas, o la escuchas… pero no nada más la pones de fondo. Eso nos caga.

¿A ustedes les pasa también? Este consumo masivo de cosas, ¿a qué creen que se debe?

A que ahora “a todo el mundo le encaaaanta escuchar música”. Y también a que se “escucha” música todo el maldito tiempo, pero el 99% de las veces está de fondo, de relleno. Creemos que si vas a poner música: o la bailas, o la cantas, o la escuchas… pero no nada más la pones de fondo. Eso nos caga.

Háblenme de la portada, si no me equivoco, pareciera una ciudad al fondo en una especie de oleo, ¿qué dice el arte del disco?, ¿cómo se relaciona con lo que escuchamos?

La portada es una mezcla. En efecto es una pintura de una ciudad y, bueno… es que la portada de “Another Sky” como one track album (el sencillo de 47 minutos que lanzamos) es un poco distinta a la del álbum formal. Ambas tienen el glitch de la ciudad. La del sencillo tiene el fondo blanco y la del disco tiene una fotografía en la que sale un paisaje un poco gloomy: oscuro, penumbroso y también minimalista. Es una foto del salar de Uyuni, de hecho.

La ciudad la pintó Diego Narváez, hermano de Santiago (miembro de Moonatic) y nos fascinó. Toda su obra es una locura. De hecho a mí -Jorge- hasta me dio remordimiento editarla. Y para la segunda parte de la pregunta, creemos que se relaciona muy bien porque muestra este contraste entre la tranquilidad de la naturaleza y el caos de la ciudad. Creemos que eso lo tiene nuestra música; a veces puedes estar en una atmósfera acuosa y serena, y de pronto hay un cambio de ritmo o de acorde disonante o fosforescente que nos remite más al caos de una ciudad.

‘Another Sky’ pareciera, en su producción, que ha tomado muchos años el poderse terminar; tiene practicamente todo: vientos, teclados, distorsiones, reverb, voces de radio, falsettos, etc.. ¿realmente cuánto les tomó hacer este disco?

¡A huevo, qué bien escuchar esto! Pues componer las rolas, pulirlas y juntarlas sí nos llevó unos 2 a 3 años. La producción nos llevó unos 6 meses. Y lo más chingón es que algunos vientos, todas las transiciones, muchos sintes, percas y todo el “diseño de sonido” de radio y esas cosas, yo creo que salieron en los últimos dos meses.

Creemos que se relaciona muy bien [el arte del disco] porque muestra este contraste entre la tranquilidad de la naturaleza y el caos de la ciudad; a veces puedes estar en una atmósfera acuosa y serena, y de pronto hay un cambio de ritmo o de acorde disonante o fosforescente…

Esta enorme combinación de instrumentos los hace ver diferentes sonoramente; no son claramente una banda tradicional y sí una especie de ensamble, creen que, por esta mezcla de sonidos, ¿podrían ser una propuesta cercana a lo que se le nombra como art rock?

Órales. No nos lo habíamos preguntado la verdad. Ya sabes como es esto de los géneros. Siempre decíamos atmospheric rock, por eso de que creamos atmósferas. Pero ahorita leyendo un poco la descripción en la siempre buena Wikipedia –ja ja ja– puede ser que sí. Qué chingón. Esto da para trippear aún más. No creo que seamos nada “políticos”, pero sin duda sí nos relacionamos muy cabrón con esta frase que leímos en internet:

Art rock aspires to elevate rock from teen entertainment to an artistic statement, opting for a more experimental and conceptual outlook on music” (El Art rock aspira a elevar el rock del entretenimiento adolescente hacia una declaración artistica, optando por un panorama más experimental y conceptual en su música).

Una de las cosas que se puede leer de ustedes es que tratan de ir más allá de los límites de una canción pop, ¿cuáles son esos límites?

Pues la verdad nosotros no dijimos eso, pero suponemos que es porque nuestras estructuras no son las de una canción pop. Ni tampoco la duración de nuestras canciones. Yo diría que nunca nos ponemos “límites”, como por ejemplo “tenemos que hacer una canción pegajosa”, o “una canción corta” o “tiene que tener un coro”…

Por la naturaleza sonora del disco, se percibe muy visual: si pudieran definir todos los escenarios que existen en ‘Another Sky’, o que bien, se imaginaron en cuando lo escuchaban o componían, ¿cuáles serían?, ¿qué situaciones fueron parte de esas ensoñaciones?

Casi siempre componemos o nos explicamos cosas entre nosotros con imágenes. Nunca con temas clavados o teóricos musicales ni con la letra. Siempre comenzamos con algún sentimiento o paisaje. Yo creo que los escenarios serían: Ciudad después de una guerra masiva o post-apocalíptica; Muchos bosques densos, densos; Muchos paisajes siderales; Hoyos negros, estrellas, explosiones, vacíos, negros infinitos y lucesitas brillantes por aquí y por allá; Estar abajo del agua… hasta abajo del océano donde ya no hay luz -de hecho nuestra canción “Blank Thoughts” habla mucho de eso; El interior de una computadora, estar entre los cables y circuitos; Más bosques, neblina, edificios abandonados, hielo, paisajes muy amplios como el del fondo de la portada del disco.

Algo interesante es que, en vivo, bien podrían tocar en un concierto íntimo, como en un gran festival o hasta espacios culturales de música más de nicho… pero, ¿cuál sería su lugar ideal para tocar?, ¿En dónde verían esa combinación perfecta entre su música y el espacio?

Sin duda nos gustan los lugares íntimos. Teatros, casas, museos. Además estos propician que la gente escuche. Pero ahorita tenemos un chingo de ganas de tocar enfrente de gente de todos lados. En lugares nuevos. Para poner un escenario ideal, sería un teatro viejo con buen sonido y que sea algo creepy.

¿Han imaginado su música en películas o proyectos de corte más cinemático?

Sí. Y nos han dicho varias veces que es bastante cinematográfica. Con eso de que tienen muy poca letra y mucho espacio instrumental. Nos gustaría y nos da curiosidad ver algunas de nuestras rolas con imágenes que nosotros no habíamos imaginado.

Por último, ¿qué viene para Moonatic este año?

Pues arrancamos con la presentación de nuestro disco el jueves 22 de febrero en el Foro del Tejedor… que de hecho es un teatro chico y con buen sonido. Lugar chingón. Después queremos tocar en algunas prepas y universidades alrededor de la república. El 14 de abril en La Capilla de los Muertos, y justo ahorita andamos en busca de más fechas y lugares por toda la república, así que si alguien sabe de alguno o nos quiere invitar a algún toquín o sesión, échenlas…

  • Jorge De Haro Lp

    Poca madre, Ultramarinos!!!