Rosas es teatralidad acústica y nostalgia neo-trova; escucha ‘Des’, su nuevo EP

El cantautor de Culiacán demuestra en su segundo lanzamiento un cauce experimental y una maduración exquisita en cinco temas de gran ensanchamiento acústico y geniales arreglos sonoros.

Foto: Gonzo Bojorquez

En tan solo un poco menos de quince minutos distribuidos en cinco temas construidos desde una mirada que trasciende la acústica y el dramatismo de un par de cuerdas de guitarra, el originario de Culiacán -pero radicado actualmente en Guadalajara- Rosas, ha entregado un increíble, emocional y adictivo EP tras su debut a inicios de esta década.

Ahora, renovado y con un notorio crecimiento y un cause experimental destacado, Des, como ha sido titulada esta grabación, es una apuesta que no solo refresca al culichi como artista, compositor y músico, sino que, lleva la trova y la generación de melodías acústicas a un nivel de creación de un mayor seso y una carga musical inédita.

Descrito así mismo como un acto de neo-trova o post-trova, Víctor Rosas ha alcanzado en este material un grado de maduración exquisita: con un inicio tan hondo y en espiral como melancólicamente fantasmal, “Fugaz abre la gala entre ecos y estériles manojos de guitarra que buscan una resolución personal; “El Aire”, juguetona y con una letra que rebota entre la suavidad de su voz, da pie a la pieza central del EP, “Sandía”, un armado de efectos que descolocan la tradición de la canción acústica y que se rodea de múltiples voces en escalada, suspiros, cantos elásticos, aditivos en los rasgueos -y que se apoyan de flangers- y un canto y lírica conceptual que hacen notar el genial estilo de Rosas; “Blue Taiwan” y “Aguacero” cierran el alfombrado con, en primer lugar, una delicada figura de toqueteos y punteos que coquetean con la trova, y por último, un más optimista y cálido tema de percusiones acompasadas entre el aterciopelado canto del de Culiacán.

Des es una obra y alegoría tan insigne para el género acústico; una grabación de inyecciones que se ensanchan con la teatralidad natural de quien compone, y un viaje de nuevos horizontes para los trovadores y aquellos dedicados al labrado sonoro basado en un robusto cuerpo de guitarra y universos líricos no comunes.

Escucha el nuevo EP de Rosas y resguarda tu corazón en un floral y nostálgico refugio: